Almuerzo con el Subsecretario de Defensa, Arturo Romaní

 In Actividades 2018, Actualidad

La Subsecretaría de Defensa (SUBDEF) es un órgano directivo del ministerio, al que le corresponde la dirección, impulso y gestión de la política de personal, de reclutamiento, de enseñanza y sanitaria. El subsecretario, Arturo Romaní, participó como invitado en el almuerzo del mes de mayo, para comentar los aspectos más relevantes de su actividad y los retos a los que se enfrenta. Por sus dimensiones y la enorme variedad del personal que forman las Fuerzas Armadas -sin contar con el personal civil- en la actualidad suman un total de 142.000 militares, como personal activo, y 12.000 reservistas, como personal de reserva, se trata de un departamento al frente de múltiples responsabilidades.

Una parte de la intervención se enfocó a los temas propios de la SUBDEF, como es el régimen interior, los servicios económicos, la asesoría jurídica, la intervención general y los asuntos de la sanidad, así como el Instituto Social de las Fuerzas Armadas (ISFAS) y los aspectos de reclutamiento y enseñanza militar. El foco de atención trató sobre los asuntos de personal, ya que el Ministerio de Defensa, a diferencia de otros, cuenta con un elevado número de personal y de variedad de perfiles profesionales, respondiendo a la multitud de actividades que desarrolla, y que integran a ingenieros, constructores, médicos y sanitarios, operarios técnicos, profesores, abogados, arquitectos, inspectores, pilotos, mecánicos navales, navegantes, etc. Los recursos humanos forman una complejísima estructura que se mantiene activa, no sólo en territorio nacional, sino en el exterior, desde equipos destacados en operaciones y zonas de conflicto, hasta instituciones y organismos internacionales. Además de hacer frente a los retos que supone la diversidad de empleos, Romaní destacó la importancia de aspectos como la conciliación laboral y familiar. Numerosas fueron las preguntas de los asistentes, destacando los aspectos relativos a la inserción laboral de tropa y marinería, teniendo en cuenta que el contrato con las Fuerzas Armadas expira a los 45 años de edad. El almuerzo, al que asistieron socios de diferentes promociones, tuvo lugar en la Escuela de Guerra del Ejército.

Recent Posts